El tiempo - Tutiempo.net

Elena García: "El ayuntamiento ahora debe asumir más de 70.000 € de sobrecoste en la mala gestión de las obras del Paseo del Bulevar"

​Una sentencia exime a un vecino de pagar esta cantidad de los más de 89.000 euros en concepto de contribuciones especiales que solicitaba el ayuntamiento en el año 2010. La portavoz socialista ha enumerado otras obras y actuaciones que han llevado al ayuntamiento a pagar sobrecostes "por la mala gestión del PP".
|

El Grupo Municipal Socialista ha denunciado “otra mala gestión del gobierno del PP que vuelve a perjudicar a los vecinos y vecinas de Socuéllamos”, en relación a las contribuciones especiales cobradas por el ayuntamiento correspondientes a la obra de mejora del “Paseo del bulevar”.


Elena García Zalve ha recordado que en el año 2010 se llevó a cabo esta obra en su primer tramo (el segundo no se ha realizado), “muy criticada por el coste económico que en su momento se anunció y por las contribuciones especiales que fueron atribuidas a los vecinos, los cuales deberían de hacerse cargo de parte del coste de la obra”. El modo de reparto que se utilizó para calcular esas contribuciones que deberían de abonar los vecinos afectados, ha sido llevada a los tribunales por uno de ellos que no estaba de acuerdo con su liquidación, en concreto 89.143 € y ahora una sentencia da la razón a este vecino que le exime de pagar del total de esa cantidad, 71.750 €. “Esta cifra ahora ha de asumirlos el ayuntamiento, una cantidad ya pagada, un sobrecoste más para las arcas del ayuntamiento”, añadía García Zalve, “una cantidad que bien podía haberse destinado a otros menesteres, como a empleo, si no hubiera sido por la mala gestión de la por entonces concejal de urbanismo y ahora alcaldesa de Socuéllamos, Pruden Medina”.


Ese reparto de contribuciones especiales era el mismo, según el PSOE, que se pretendía llevar a cabo con la asignación de la obra de la segunda fase del bulevar, paralizada por los socialistas tras entrar en el gobierno, rescindiendo los contratos de arquitectos y a la empresa que se les adjudicaron dicha obra “para evitar un mal mayor”. El coste del proyecto sí se pagó, 30.000 euros.



Este sobrecoste que ahora debe de hacerse cargo el ayuntamiento “viene añadido a la mala gestión del PP en otras actuaciones, obras a golpe de capricho, faraóniocas y que ahora pasan factura a todos los vecinos”. Elena García ha puesto el ejemplo el pago del que se tuvo que hacer cargo el gobierno socialista de más de 700.000 euros que se tuvieron que abonar a la tesorería de la Seguridad Social por unos terrenos usados indebidamente por el ayuntamiento, dejar de perder la subvención del POM, viéndose obligados en el gobierno a retirarlo, hace podo se aprobaba un expediente de modificación de crédito, subvención de la Diputación, 110.000 euros a arreglar los resaltos de la calzada “que en su día también se hicieron mal por parte de la concejalía de urbanismo que regentaba la actual alcaldesa”. “La famosa factura del restaurante Las Rejas, la Torre del Vino, 3 millones de euros, cerrado su mirador por carecer de informe favorable de emergencias, de lo que nada sabemos actualmente, el auditorio, del que tuvo que asumir el ayuntamiento un coste de 10.000 euros, de los arreglos realizados tras llevar abierto más de ocho años y que también carecía de informe de emergencia favorable”.


También ha hecho referencia a la actuación que están manteniendo desde el gobierno del PP con la apertura de la Piscina Climatizada. Tras el anuncio de realizar tres contratos menores a diferentes empresas, con una cuantía máxima de 18.000 euros “contratos adjudicados por un tiempo aproximado de dos meses y después se realizará una adjudicación para unos años más y que ya veremos el coste final con respecto a lo que veníamos pagando con la anterior empresa que explotaba los servicios”. Elena García ha explicado que este lunes se pasara por comisión “deprisa y corriendo” un borrador de lo que va a ser el proyecto para la piscina climatizada, “lamentable cuando el PP conocía más que de sobra que el contrato de la anterior empresa vencía a finales de octubre y sin embargo han dado lugar a que estemos casi en diciembre y esta instalación permanezca cerrada, teniendo que poner un parche para callar las voces de los vecinos”.


Todos estos sobrecostes enumerados, el Grupo Municipal Socialista los atribuye a la concejala que por entonces mantenía el cargo y actual alcaldesa “y ahora tiene mucha responsabilidad también en el tema de la piscina”.

tiempo.es