El tiempo - Tutiempo.net

El mayor importador de vinos de Irlanda acudirá a FENAVIN 2017

​Rafael Salazar, cofundador de la empresa Vinos Tito, indica que en los últimos 15 años se ha triplicado el mercado de vino español en el país.
|


La mayor empresa de importación de vino español en Irlanda, Vinos Tito, estará presente en esta edición de FENAVIN. La empresa, centrada principalmente en la distribución mediante hostelería y tiendas especializadas, conoce de primera mano un mercado creciente para las bodegas españolas, a pesar de que la tradición cervecera de Irlanda es insoslayable.


“En los últimos 15 años el vino español ha triplicado su cuota de mercado en Irlanda. Los vinos de las zonas tradicionales como Rioja, Rueda o Ribera del Duero cuentan con gran aceptación y acaparan el volumen de ventas, pero las nuevas regiones y variedades menos conocidas despiertan la curiosidad de los consumidores”, explica Salazar, cofundador de Vinos Tito.


Para Salazar los puntos fuertes del vino nacional en Irlanda son la buena relación calidad precio de sus productos y la “familiaridad” del consumidor irlandés con España. “Además, el empuje en los últimos años de la gastronomía española ha ayudado mucho a despertar la curiosidad por nuestros vinos, así como el momento que vive el sector con el renacer de algunas regiones y el redescubrimiento de variedades olvidadas”, apunta.


Pero no todo es positivo. Entre las dificultades para abrir mercado para el vino español está, según el cofundador de Vinos Tito, la gran cantidad de vino barato español que se comercializa en Irlanda, lo cual “hace que cueste mucho vender vinos de gama media o alta ya que en estos segmentos el consumidor irlandés se decanta principalmente por productos franceses e italianos”, se lamenta.


Desde su experiencia, Salazar aconseja a las bodegas españolas que quieran abrir mercado en este país tener unas expectativas reales de volumen de negocio. “Hablamos de un mercado de menos de 5 millones de habitantes con una fuerte tradición de consumo de cerveza y destilados. También es importante saber que es de los mercados con los impuestos más altos de Europa, 3,19 euros por botella mas el 23% de IVA. También es importante encontrar a un importador que comparta sus objetivos”, finaliza.


La de 2017 no será la primera visita de Salazar a la feria, quien reconoce que siempre ha sido “una experiencia positiva”. “A día de hoy a nivel de exportaciones FENAVIN es la referencia en España de las ferias del sector, donde tienen cabida desde los productores de grandes volúmenes a los mas artesanales”, indica.


El mejor momento


El vino español vive actualmente su mejor momento en el mercado irlandés, donde las ventas aumentaron un 25% durante el último año. Con la mejora de la confianza de los consumidores los importadores están más interesados que nunca en incluir estos productos en sus carteras de negocio.


“En FENAVIN estos importadores vienen a buscar nuevas ideas y bodegas que sumar a su oferta”, explica, Sara Crespo, delegada de la feria en el país. “Irlanda es un país con una edad media de 38,8 años, la más baja de la Unión Europea, y este mercado joven y creciente busca vinos fáciles de beber, afrutados, de precio asequible y de cualquier procedencia –no necesariamente europeos-, siempre que el etiquetado sea completo en cuanto a las características y en inglés”, puntualiza.