Más de 230 inmigrantes ingresan al recinto de Melilla en España tras ser vallados, World News

Más de 230 migrantes cruzaron la frontera marroquí hacia la residencia de Melilla en España en la madrugada del jueves, la mayor afluencia a esta pequeña frontera del norte de África en los últimos años.

El incidente se produce dos meses después de que unas 10.000 personas sin precedentes ingresaran al resto de Ciota de España, lo que intensificó una crisis diplomática entre Madrid y Rabat.

Leer más | ‘Falta de respeto’: el primer ministro español, Sánchez, calumnia a Marruecos por la crisis migratoria

En un comunicado, la delegación del gobierno español en Melilla dijo: “Más de 300 migrantes” intentaron cruzar la frontera a las 6:50 a.m., 238 de los cuales midieron con éxito la valla, todos ellos hombres.

Dijo que usaron “ganchos” para medir los límites que podían hacer, a pesar de que la cerca fronteriza tenía medidas “anti-intrusión”, independientemente de cuáles fueran.

Tres agentes de la Policía Civil de Cardia sufrieron “heridas leves” a causa de los ganchos utilizados por los que cruzaban la cerca. Los inmigrantes fueron llevados a un centro de recepción, donde serían aislados de acuerdo con los procedimientos de seguridad antigubernamentales.

Desde mediados de mayo, cientos de inmigrantes han intentado precipitarse hacia la valla fronteriza marroquí hacia Melilla, y 300 de ellos la han cruzado.

El incidente del jueves elevó ese número a más de 500 en dos meses.

Donde Europa se encuentra con África

Las dos pequeñas ciudades de España, Ciota y Melilla, tienen la misma masa continental de Europa que África, lo que la convierte en un imán para los inmigrantes que buscan escapar de la pobreza y el hambre.

READ  Diego: la estrella del Liverpool y de España dice que odia el fútbol moderno y rebaja el VAR

A lo largo de los años, miles de inmigrantes han intentado cruzar la frontera de 12 kilómetros (7.5 millas) entre Melilla y la frontera de ocho kilómetros de Marruecos o Ciota, escalando vallas, nadando en la playa o escondiéndose en vehículos.

Leer más | Abre campamentos de inmigrantes en Canarias en previsión de nuevas llegadas a España

Ambas áreas están protegidas por alambre de púas, cámaras de video y cercas fortificadas.

Reclamadas por Marruecos, las dos ciudades han sido durante mucho tiempo un punto clave en las relaciones diplomáticas entre Rabat y Madrid, los cuales insisten en que son partes integrales de España.

A mediados de mayo, las fuerzas fronterizas marroquíes miraron para otro lado, con más de 10.000 personas varadas bajo custodia española mientras nadaban o pequeños botes inflables cruzando la frontera hacia Ciota.

Aunque la mayoría fue deportada rápidamente, todavía había más de 2.000 personas dentro del sitio, 1.185 de ellos menores sin apoyo, dijo a la AFP un portavoz de la delegación del gobierno en Chyota el jueves.

La visita tuvo lugar durante una crisis diplomática entre Madrid y Rabat sobre el Sáhara Occidental, que durante mucho tiempo ha impulsado la independencia de Marruecos.

Madrid, que enfureció a Marruecos al permitir que el líder del Movimiento de Independencia del Sáhara Occidental ingresara a España para recibir tratamiento hospitalario por un caso grave llamado Covit-19, creó un enfrentamiento entre los dos países.

La violación de la frontera sin precedentes fue vista en general como una medida punitiva de Rabat.

A pesar de la salida de España del líder de Policario, Brahim Khali, el 2 de junio, las relaciones diplomáticas siguen siendo tensas.

READ  Olímpico-waterpolo-Estados Unidos, debutantes españoles registran mal día

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *