Preocupaciones delictivas para los dueños de negocios de puntos de venta | noticias locales

El miedo a la delincuencia provocó un éxodo masivo de personas de Puerto España el miércoles durante un gran corte de energía.

Pero la ansiedad es constante y forma parte de la vida cotidiana. La mayoría de las empresas cerraron a las 2 p.m. del miércoles.

Sin embargo, los vendedores volvieron a las calles el jueves. Las estaciones de comida en los centros comerciales han reabierto.

El comercio era bullicioso. La gente estaba feliz de recuperar la electricidad.

Pocas personas sintieron que no podían bajar la guardia, a pesar de que las operaciones volvieron a la normalidad.

Todavía había presencia policial.

Si bien los comerciantes chinos seguían monitoreando la situación, sintieron que estaba «más tranquilo hoy».

En una entrevista telefónica el jueves, el alcalde de Puerto España, Joel Martínez, dijo: «Creo que las cosas se han calmado. La gente estaba feliz de tener electricidad. Sé que la policía estaba patrullando varias áreas. Hubo algunas anomalías. Lograron arrestar alguien. O dos personas. Era una noche tranquila. Los lugares cerraron temprano. En la oscuridad, la gente tenía miedo. Podrían haber tenido miedo».

En el Centro de la ciudad de Excelent, un gerente, que no quiso ser identificado, dijo: «Cerramos nuestras puertas alrededor de las 2 pm y no nos quedaba mucha comida. Desde Covid-19, hemos estado cocinando menos. Menos ventas. La comida no se vende como antes. La gente no gasta como antes”.

La vendedora de refrescos Vanessa Lewis, que está afuera, dijo que todavía se sentía incómoda, «pero espero que la policía continúe patrullando las calles».

Cinco semanas de robos

READ  Posibles conversaciones entre ACS y Atlantia sobre la compra de acciones de Abertis que aún no poseen

Antes del corte de energía del miércoles, miembros de la comunidad china y altos oficiales de policía, incluido Sopt Kesunlal, celebraron una reunión sobre la ola de robos que ha plagado Charlotte Street (Chinatown).

Les preocupa que «bandas armadas» estén invadiendo, saqueando y robando tiendas. La reunión se llevó a cabo en la sede de la Asociación China.

Entre los presentes estaba el empresario Will Chang.

El robo más reciente ocurrió en el supermercado Giant, propiedad de Ferdinand «Ping» Lue Qui, cuando los bandidos robaron alrededor de $1,000, ron y artículos personales, como teléfonos y carteras.

El personal gritó y la gente huyó de las instalaciones.

La tesorera Marie-France Joseph dijo: «Fue aterrador. Nos robaron y salieron corriendo. Tenían unos pequeños bandidos esperando afuera».

La gerente Indra Mandol, que conducía al trabajo en ese momento, dijo: «Un cliente publicó un video. Estaba asustada. Hombres jóvenes con máscaras. Se están moviendo en grupos. Estaban atacando todos los supermercados en Charlotte Street. Algo triste». Podría haber sido. Está empeorando. Como mujeres, tenemos que cuidar nuestra seguridad en todo momento».

El empleado Brandon dijo que lo obligaron a acostarse en un rincón y le quitaron el bolso y el teléfono. «Lo recuperé. Rastrearon el GPS en el teléfono. Trato de mantener la calma», dijo.

Mientras tanto, en el cercano supermercado Wang Lei, un empleado identificado solo como Anthony dijo: «Siempre debemos tener cuidado».

Una vendedora de refrescos en Independence Square dijo que estaba asustada cuando estaba en George Street. «Vi a muchos niños pequeños en grupos. Luego, cuando me encontré con ellos, me dijeron que habían robado al gigante. Esto es injusto”. Bing es un buen hombre. «Hace todo lo posible para ayudar a la gente», dijo. dijo.

READ  Advertencia de vacaciones ya que los británicos permanecen atrapados en enormes colas en los aeropuertos de España

Los criminales no ganarán

En una entrevista telefónica después del robo del Gigante, Martínez dijo: «Es la primera vez que escucho sobre este robo en el Gigante. Es una situación desafortunada que las instalaciones estén siendo atacadas. Necesitamos intensificar nuestras patrullas en la ciudad. no queremos perder a nuestros clientes en este momento.» Queremos asegurarnos de que la ciudad siga siendo segura.

“El elemento criminal no va a ganar nuestro poder de policía, los criminales lo ven como una oportunidad para aprovecharse de ciudadanos decentes, respetuosos de la ley, que se ganan la vida con el espíritu empresarial.

«Las cosas están comenzando a mejorar en la ciudad. Hemos visto un aumento en la cantidad de personas y el tráfico. Acabamos de salir de dos años difíciles por el covid-19. Ahora tenemos la oportunidad de reconstruir nuestra economía.

«Es desafortunado que hayan elegido apuntar a nuestro negocio en este momento. Es un punto oscuro. Haré todo lo que esté a mi alcance para garantizar que la capital permanezca segura. No sucumbiremos a los delincuentes».

El jueves, Lue Qui describió el corte de energía del miércoles como aterrador. Había bandas caminando por la carretera. Cerramos alrededor de las 5 de la tarde y el día estaba mucho más fresco. La calma después de la tormenta.

‘No podemos soportarlo más’

Hablando con el Sunday Express el miércoles sobre el estado del crimen en Charlotte Street, Zhang dijo: «Hemos tenido cinco semanas de robos. El último fue en Ping’s. No podemos soportarlo más. No podemos ir». así».

«Gracias a Dios no me golpearon. Pero antes de eso, la gente venía a mi tienda y saqueaba y saqueaba el lugar. Este lugar es un desastre. El alcalde tiene que lidiar con el problema. Necesitamos llenar un vacío».

READ  El mar pequeño sofoca con nitratos miles de peces muertos

Zhang puso un carro de paraguas frente a su puerta y controló a los clientes.

«No es solo un bandido. Vienen en bandas. Unos seis, siete u ocho. Llevan armas. La reunión era para hacer planes para bloquear las rutas de escape. Tenemos que averiguar cómo escapar», dijo.

Pero Zhang elogió la presencia policial.

«Cuando ocurrió el robo la semana pasada en Ping, había un video de un empleado diciéndole a una patrulla. No se detuvo. Se propagó rápido. Ahora están aquí… Vinieron y preguntaron si teníamos cámaras o no. Dijeron nosotros la opción de cerrar temprano. Cerraré a las 3 de la tarde «

Están allí. Ha habido más patrullas a lo largo del día. Están interactuando con algunos empresarios. Están tratando de generar confianza. No ha habido accidentes. Cuando no nos reuníamos con la policía, llamamos a las autoridades. Enviaron gente. Es una señal positiva”.

Zhang dijo que se realizará otra reunión en tres semanas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.