Después de casi dos décadas de utilizar el euro, ¿España finalmente está lista para despedirse de Bezetta?

Han pasado más de 20 años desde que España fue uno de los primeros países en adoptar el euro.

Sin embargo, la población del país todavía tiene arsenales de bezettes por valor de 1.500 millones de euros, pero el tiempo corre para reemplazar a los españoles.

El Banco de España ha ampliado el plazo de transferencia del 31 de diciembre al 30 de junio debido a la epidemia de COVID-19. Pasada esta fecha, las pesetas dejarán de tener valor nominal.

Nacho Marugan, director de Wash Comics, ha encontrado la manera de darle nueva vida a la vieja moneda, permitiendo que la gente compre los cómics que distribuye para recaudar dinero por una buena causa.

“Parte de la filosofía de Washington es contar historias cotidianas que nos parecen tan heroicas. Luchar contra el Alzheimer nos parece la verdadera causa del Titanic, como luchar contra el mundo. Y no queremos olvidar a Bessetta”.

Jesús Pano tiene un quiosco de periódicos en el centro de la capital española. Dice que la idea ha sido bien recibida por sus clientes.

“Aquí viene gente de todas las edades, hay gente de mi generación, que vienen de todo Madrid. La gente tiene que coger el coche para venir aquí a pasar sus besos”.

Los españoles todavía tienen pesos equivalentes a 1.500 millones de euros. Pueden cambiar su dinero antiguo en un banco español, invertir en organizaciones benéficas o utilizarlo para acceder a eventos culturales. Hasta finales de marzo, las entradas se pueden adquirir en Bessetta en Artistic Metropol Cinemas de Madrid.

“Hay otra obra que va de la mano de la epidemia y es el miedo. Es importante perder el miedo a que la gente vaya al cine o al teatro porque la inversión más importante se ha hecho en el ámbito cultural. Mantener el cine los cines son seguros “, dice el director gerente, Ángel Mora.

READ  España acuerda un 'plan de rescate' para salvar puestos de trabajo - EURACTIV.com

Esta es la última aventura de la moneda nacida en 1868 y en unos meses se convertirá en objeto del coleccionista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *