El Año Nuevo en España comienza con contagios registrados a pesar de actividades extra – EURACTIV.com

2022 comenzó en España sin signos de una tendencia descendente significativa en los indicadores epidémicos. El socio de EURACTIV, EFE, informa que la variante Omicron está impulsando la sexta ola consecutiva a niveles récord.

Hasta el sábado, se habían reportado 115,706 nuevos casos del Gobierno del 19 Grabado en los últimos siete días, Con un promedio de 16.500 casos nuevos por día y más del doble del número de semanas anteriores.

El día de Año Nuevo, se notificaron 2.765 nuevos casos de COVID: 19 casos en el noreste de Murcia, el cuarto número más alto de infecciones diarias desde el brote.

El último día de 2021 se sumaron 1.518 nuevos casos a Baleares, un total de 1.551 casos por 100.000 habitantes en 14 días, según datos de la Consejería de Sanidad.

Las celebraciones de Navidad y Año Nuevo en España estuvieron marcadas por nuevas medidas del gobierno federal en Madrid o las 17 regiones españolas en un nuevo esfuerzo para prevenir la rápida propagación de la epidemia.

Entre otras medidas, una coalición del gobierno, el Partido Socialista (PSOE) y el izquierdista Unitedidas Podemos (United v. Kane) aprobaron el uso obligatorio de máscaras en escenarios al aire libre.

Pero a medida que las habilidades de salud se trasladaron a las regiones, esto condujo a diferentes enfoques y confusiones: ocho regiones no impusieron medidas adicionales, mientras que el resto de las horas de apertura limitadas, la capacidad de los bares, la movilidad regional y la vida nocturna.

En la zona sur de Andalucía sólo se puede acceder a bares y restaurantes a través del «Green Pass» válido Covit-19, mientras que en ciudades como Madrid no es obligatorio.

READ  España amplía los controles fronterizos con Portugal hasta marzo por COVID-19

Incluso las tradicionales reuniones callejeras como las celebraciones populares de Nochevieja están permitidas en la capital española en el Puerto del Sol en el centro de Madrid.

Sin embargo, esta vez se impusieron restricciones de horario: la emblemática plaza madrileña llegó a un máximo de 7.000 personas, frente a unas 18.000 en 2019 y años anteriores, y cerró a las 23.15 horas. EFE informó.

(Fernando Heller | EuroEFE.EURACTIV.es)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.